Albasolar facilita la internacionalización al instalador fotovoltaico

Por en 22/01/2013

Albasolar finalizará el año consolidando su expansión en México, Centroamérica y Costa Caribe. Entre sus clientes, instaladores americanos y profesionales españoles.

Albasolar, distribuidor español especializado en energía solar fotovoltaica al profesional, con sede en Estados Unidos, finalizará el año consolidando su expansión en México, Centroamérica y Costa Caribe. Entre sus clientes, se encuentran instaladores americanos y un incipiente grupo de profesionales españoles en busca de la internacionalidad de sus servicios.

 Ya no hay excusas para ‘cruzar el charco’

En un mercado donde la competencia es feroz, Albasolar ha replicado el negocio español confirmando sus habilidades en el sector de la distribución y afianzando sus principales valores: servicio personalizado, asesoramiento técnico y entrega eficaz. Como principal elemento diferenciador, ha convertido sus 20 años de experiencia exclusivamente como distribuidor, en referencia entre las compañías renovables del país.

Por esta razón, tres años después de llegar al mercado americano, lanza el pack de servicios: ‘INTERNACIONALÍZATE con Albasolar’. La compañía quiere acercar estos mercados a los instaladores españoles que han decidido ‘dar el salto’ al mercado latinoamericano. “El objetivo es allanar el camino del instalador español frente a obstáculos como encontrar un proveedor de equipos, el idioma o las gestiones logísticas en países extranjeros”, comenta Juan Álvarez, Director de Albasolar en América.

Albasolar ha reunido en este pack las numerosas ventajas que engloba el carácter internacional de su estructura junto al origen latino de sus profesionales. Entre otras particularidades, el comercial conoce en profundidad los requerimientos de red de cada país para adaptar la oferta de equipos a las necesidades del instalador. El distribuidor también se encarga de gestionar la entrega de equipos cumpliendo con la normativa territorial.

“Todo esto,  contando con soporte en las gestiones desde España y obteniendo, no sólo un trato más cercano sino también un significativo ahorro en las llamadas internacionales y gestiones fuera de horario comercial”, añade Álvarez.

Albasolar, con presencia nacional e internacional, se planteó desde sus comienzos replicar el negocio en los distintos mercados europeo y americano.

Sus acuerdos globales con las marcas de mayor prestigio, el dominio del sector fotovoltaico y la amplia experiencia logística, lo situaban en la mejor posición para la internacionalización de sus servicios. “Creemos que esta es una solución que se complementa a la perfección con las necesidades del instalador  profesional. Nuestro modelo de negocio ‘one stop shop’ facilita significativamente el desarrollo de un proyecto fotovoltaico.  La agilidad en la adquisición y entrega de equipos puede ser el elemento clave para que un proyecto salga adelante o no”, concluye Álvarez.

Acerca de Helena

Debe identificarse para comentar Identificarse