La biomasa crece en instalaciones industriales, polideportivos y colegios

Por en 05/01/2013

La Asociación Española de Valorización Energética de la Biomasa (AVEBIOM) ofrece los primeros datos del Observatorio Nacional de Calderas de Biomasa. Desde su puesta en marcha, en diciembre de 2009, se han registrado más de 1200 instalaciones y 250 MW.

Según los datos de este Observatorio “aunque hay un mayor número de instalaciones en el ámbito doméstico, es en la industria donde encontramos más kW instalados debido al uso de calderas de mayor potencia”.

La potencia media unitaria en instalaciones industriales (industria de la madera y el mueble, agroganadera, etc.) es de 350 kW; en los hogares se instalan calderas o chimeneas de potencia media 55 kW; mientras que en el sector público (ayuntamientos, polideportivos, colegios, district heating, etc) las calderas tienen 300 kW de potencia media.

 

En el sector industrial son las fábricas relacionadas con el mundo agrario y de la madera las que mayor número de instalaciones y potencia reúnen, debido, sobre todo, a la mayor facilidad de acceso a la materia prima.

Un ejemplo sobresaliente es una cooperativa agrícola de Losar de la Vera, Cáceres, que entre 2007 y 2008 ha instalado 6 calderas para sus secaderos de tabaco; en total 9.900 kW.

Sin embargo, desde el Observatorio se indica que cada vez son más las instalaciones deportivas y colegios que emplean biomasa, aunque los district heating en comunidades de vecinos son los que más potencia unitaria aportan (250 kW/instalación deportiva frente a 1MW/ DH, como media). Hospitales y establecimientos hosteleros son potenciales grandes consumidores de biomasa que aún parecen acercarse con timidez a esta posibilidad.

 

Hay 18 “district heatings” o calefacciones centralizadas, repartidos por Andalucía, Asturias, Cataluña, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Madrid, Navarra y País Vasco con una potencia instalada total de 20 MW, y siendo 2 de ellas para producción de calor y frío.

El Observatorio permite conocer el tamaño del sector y su tendencia futura, tanto en número de empresas como en volumen económico; ofrece estimaciones del consumo de biocombustibles sólidos y su distribución geográfica. Permite evaluar la reducción de costes energéticos, y la consiguiente mejora en la competitividad de las empresas y creación de empleo, derivada del cambio a calderas de biomasa, y también la reducción de las emisiones de CO2 y otros gases de efecto invernadero.

Más información:
www.avebiom.org

Acerca de A.Gomez

Debe identificarse para comentar Identificarse