La OMT saca una herramienta para ayudar a los hoteles a incrementar su eficiencia energética

Por en 08/01/2013

Después de tres años de experimentación e investigación exhaustiva, la Organización Mundial del Turismo (OMT) y sus asociados han presentado una herramienta en línea para ayudar a los hoteles a evaluar su consumo de energía.

 La guía práctica electrónica conocida como “Soluciones Energéticas para Hoteles” (HES), el resultado principal del proyecto “Soluciones Energéticas para Hoteles”, proporciona a los hoteleros un informe en el que se muestra su utilización actual de la energía, y se recomiendan tecnologías y medidas apropiadas de eficiencia energética y de energía renovable. Establece asimismo qué tipo de ahorro en gastos operacionales pueden esperar los hoteles de sus inversiones ecológicas mediante un cálculo del rendimiento de sus inversiones.

La puesta a prueba de la guía práctica finalizó en agosto en más de 100 propiedades europeas establecidas en cuatro destinos experimentales diferentes: Alta Saboya (Francia), Palma de Mallorca (España), Bonn (Alemania) y Strandja (Bulgaria), y los comentarios formulados por los propietarios y directores de hoteles fueron muy positivos.

En la actualidad, el turismo es uno de los principales motores del empleo y el desarrollo. Esta industria emplea a millones de personas en todo el mundo, en puestos y niveles muy diversos, y contribuye considerablemente al crecimiento económico y el bienestar locales. Asimismo, el turismo es responsable del 5 por ciento de las emisiones mundiales de CO2, de las cuales los hoteles y otros tipos de alojamiento representan el 2 por ciento – una huella comparativamente pequeña, pero importante, que el sector turístico considera prioritario abordar.

En respuesta al reto que plantea el cambio climático, el proyecto HES tiene por objeto aumentar un 20 por ciento la eficiencia energética en los pequeños y medianos hoteles, e incrementar un 10 por ciento su utilización de energías renovables, demostrando que el crecimiento económico y la sostenibilidad pueden, y deberían, ir a la par.

Acerca de L.Garcia

Debe identificarse para comentar Identificarse