Las mejoras en eficiencia energética tendrá deducciones fiscales en el IBI

Por en 08/11/2015
mejoras-en-eficiencia-energetica-edificio-sostenible

Las mejoras en eficiencia energética tendrán premio en el ámbito de los impuestos en inmuebles. En este sentido, ya hay unas primeras medidas a escala estatal y autonómica encaminadas a incentivar la realización de certificados energéticos de inmuebles, mediante la obtención de beneficios fiscales a partir de 2016.

Se trata de una iniciativa que se incluye dentro de la estrategia de concienciación en materia de eficiencia energética a usuarios y propietarios. De esta forma, se verán compensados los ahorros energéticos en una rebaja del recibo anual del IBI.

Mejoras en eficiencia energética con menos IBI

Hasta la fecha, las deducciones fiscales asociadas a las mejoras en eficiencia energética eran las que se podían incluir en el IRPF. Unas deducciones que hacían referencia a gastos las obras de mejora en la eficiencia energética de la vivienda, dentro de los límites y supuestos incluidos en Real Decreto 233/2013, de 5 de abril, por el que se regula el vigente Plan Estatal de fomento del alquiler de viviendas, la rehabilitación edificatoria, y la regeneración y renovación urbanas, 2013-2016.

Si bien, después del segundo informe de IDAE acerca del estado de la Certificación Energética por cada Comunidad Autónoma, ha habido una reacción positiva por parte de los organismos pertinentes, que han propuesto estos nuevos incentivos fiscales relacionados a la mejora de la eficiencia energética del parque inmobiliario de nuestro país.

“Las mejoras en eficiencia energética de inmuebles se verán compensadas en la declaración de la renta”

Eficiencia energética en inmuebles e IBI

Por un lado, por autonomías, la Comunidad Valenciana adelantó hace un par de meses la inclusión de bonificaciones sobre el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) sobre el 50% durante un periodo de tres años.

Después de esta notificación, el Gobierno presentó en octubre de 2015 una enmienda a los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 201. Esta enmienda, presentada en el Senado, consistía en la rebaja de hasta un 20% en el recibo del IBI para los inmuebles que sean más eficientes desde el punto de vista energético. Se trata de una medida que se hará vigente el 1 de enero de 2016 de forma indefinida. Las rebajas variarán en función de su calificación en materia de eficiencia energética, tal como se destaca en la en la siguiente tabla:

Impacto reducido de la deducción por calificación energética

Parece que, tal como indican desde certicalia, el impacto de estas bonificaciones, si se fija en las estadísticas de inmuebles certificados hasta el mes de diciembre de 2014 es reducido, ya que la gran parte de los descuentos alcanzados ha quedado en torno al 4% y corresponde a las viviendas calificadas como “E”. Por otra parte, los inmuebles que se califique como “F” o “G” no tendrán de ningún descuento, en lo que puede interpretarse como una llamada a la rehabilitación de las viviendas menos eficientes.

Rebaja de IBI por acciones y mejoras en eficiencia energética

Si bien, parece claro que la obligatoriedad del certificado energético, en aquellos casos de venta o alquiler de un inmueble, hará que se incentive aún más la vigilancia a aspectos relacionados con la eficiencia energética. Si a ello se une que se puede beneficiar de un ligero descuento en el IBI, pues son bienvenidas estas modificaciones.

“Hasta la fecha, las deducciones fiscales asociadas a las mejoras en eficiencia energética eran las que se podían incluir en el IRPF. Ahora se amplía al IBI”

Acerca de Helena

Debe identificarse para comentar Identificarse