Transbay Transit Center: Un intercambiador ejemplo de construcción sostenible

Por en 18/01/2013

El edificio, diseñado por Pelli Clarke Pelli Architects, se inaugurará en 2017 y tendrá una de las instalaciones geotérmicas más grandes del mundo

22 de agosto de 2010.- Ya ha comenzado la construcción del nuevo y vanguardista intercambiador de transporte, Transbay Transit Cente. Este intercambiador ha sido diseñado por Pelli Clarke Pelli Architects y se prevé su inauguración en 2017.

Su original estructura de vidrio y acero conectará la ciudad y la zona de la Bahía mediante 11 sistemas de transporte público. El Transbay Transit Center será principalmente la estación de San Francisco para el tren de alta velocidad de California y la primera estación de trenes de alta velocidad de Estados Unidos.

El edificio, de gran sostenibilidad y accesibilidad, cuenta con enormes espacios luminosos y un parque en la azotea de más de 2 hectáreas (5,4 acres).

 

 

El espacio público más importante – el Grand Hall – estará inundado de luz natural. El elemento central, una “columna ligera” de más de 36 metros (120 pies) de altura, es un componente estructural que va desde el parque hasta la planta inferior (Lower Concourse). Esta columna, coronada con una claraboya abovedada de 372 metros cuadrados (4.000 pies cuadrados), no sirve únicamente de soporte para el edificio, sino que lleva la luz hasta el interior y enmarca las vistas del parque superior.

Calor geotérmico

Como uno de los edificios más ecológicos del mundo, el Transbay Transit Center utilizará múltiples estrategias de diseño sostenible. La más visible es el parque, que absorberá y filtrará los contaminantes a través de los árboles, los paisajes y el sistema de gestión del agua.

Debajo de Transit Center, en los cimentos del edificio, se construirá un enorme sistema de intercambio de calor geotérmico. Con una longitud de 4 manzanas y media, será una de las instalaciones geotérmicas más grandes del mundo. Para reducir aún más el consumo de energía, el edificio tendrá ventilación natural y la mayor parte de los espacios tendrá luz natural.

 

 

Por último, el edificio filtrará el agua de lluvia y reutilizará las aguas grises. El sistema de reutilización y conservación de agua ahorrará 35 millones de litros (9,2 millones de galones) al año, el equivalente a 19 piscinas olímpicas. El edificio está diseñado para que obtenga la calificación Gold LEED.

Acerca de L.Garcia

Debe identificarse para comentar Identificarse