El Catálogo de Edificios Protegidos de Madrid podría ampliarse

El Catálogo de Edificios Protegidos de Madrid podría ampliarse

Después de 24 años el Catálogo de Edificios Protegidos de Madrid podría ampliarse con 472 edificios independientes y otros conjuntos homogéneos como el de Arturo Soria en Ciudad Lineal.

El Catálogo de Edificios Protegidos de Madrid podría ampliar su contenido, incorporando arquitectura industrial y contemporánea. Se trata de la primera revisión que se realiza en 24 años para mejorar la protección del patrimonio de la ciudad.

Una vez avanzada esta tramitación, la Junta de Gobierno ha aprobado este jueves, a solicitud del Área de Desarrollo Urbano que dirige Mariano Fuentes, suspender cautelarmente el otorgamiento de licencias para aquellos inmuebles que, fruto de los trabajos realizados hasta este momento, van a ser objeto de un análisis y estudio que permita valorar si procede su inclusión en el catálogo.

El Ayuntamiento ha contado para esta revisión con la colaboración del Colegio de Arquitectos de Madrid (COAM); y la Fundación de documentación y conservación de la arquitectura y el urbanismo del movimiento moderno (DOCOMOMO Ibérica); entre otros organismos que velan por el patrimonio.

Suspensión de licencias

Esta suspensión cautelar de licencias se prolongará sólo unos tres meses, hasta la aprobación inicial del Catálogo de Edificios Protegidos, prevista para finales de febrero; por lo que su impacto es mínimo. Se adopta esta decisión con el objetivo de evitar actuaciones que, amparadas en la normativa vigente, puedan dificultar el objeto de la modificación del catálogo; al realizar intervenciones que resultaran incompatibles con la posible protección del edificio.

La medida afecta a 472 edificios independientes y a algunos otros inmuebles pertenecientes a conjuntos que pueden protegerse por su concepción ambiental; como es el caso de la Ciudad Lineal planificada de Arturo Soria. En la actualidad, en la ciudad de Madrid existen 20.676 edificios catalogados.

El Ayuntamiento entiende que la ciudad se hace a través de su patrimonio; y, por eso, resulta necesario actualizar los elementos que integran el Catálogo de Edificios Protegidos; pues han pasado 24 años desde que se aprobó y la ciudad de Madrid y su arquitectura han evolucionado desde entonces.